Uno de los acontecimientos más importantes del Siglo XXI en México es la Revolución Mexicana. Este movimiento inició el 20 de noviembre de 1910, cuando los obreros soñaban con una legislación que les ofreciera un mínimo de protección contra el abuso de los poderosos y los campesinos querían tierras.

Probablemente el motivo más reconocido de este acontecimiento histórico sea que los revolucionarios buscaban terminar con la dictadura de 30 años que Porfirio Díaz había ejercido sobre el país. Sin embargo, existen otras razones que impulsaron tal movimiento:

• Las tierras estaban en manos de la clase alta y los abusos a los trabajadores eran desmedidos.

• La mayoría de las industrias eran extranjeras y el capital mexicano era prácticamente de los extranjeros.

• No existía una legislación que protegiera a los obreros y campesinos, por lo tanto, las jornadas laborales alcanzaban las 12 horas y los sueldos eran muy bajos.

• La división social era muy fuerte. En los rangos más altos estaban los grandes latifundistas, caudillos políticos, miembros del alto clero y empresarios extranjeros y nacionales; en el siguiente nivel los pequeños burgueses; y en la base social los campesinos y obreros, quienes vivían en condiciones infrahumanas.

• Dada la dictadura que se vivía, los revolucionarios buscaban la libertad de sufragio y la no reelección.